Ocurrió en el aeropuerto de Ft. Lauderdale en Florida cuando la aerolínea Spirit anunció que algunos de sus pilotos se rehusaron a volar. Leer más de esta entrada