El dron más pequeño del mundo es una libélula y cuenta con una minicámara que tiene la capacidad de hacer videos durante el vuelo del insecto, sin que muestre indicios de que realiza esa función. [Dale pa' ca…]